"Las únicas palabras que merecen existir son las palabras mejores que el silencio"
Juan Carlos Onetti.

miércoles, octubre 22, 2008

Yo era el rey de este lugar, vivía en la cima de la colina. Desde el palacio se veía el mar y en el jardín la corte reía. Teníamos sol y vino a granel, y así pasábamos los días: tomando el té, riéndonos al fin.
¿Por qué murió la gente mía?
Yo era el rey de este lugar, aunque muy bien no lo conocía. Y habían dicho que atrás del mar el pueblo entero pedía comida. No los oí, que vil razón, les molestaba su barriga.
Yo era su rey, así lo dijo Dios. Yo era el amor, la luz divina.
Yo era el rey de este lugar, hasta que un día llegaron ellos: gente brutal, sin corazón, que destruyó el mundo nuestro.
"¡Revolución Revolución!", cantaban las furiosas bestias.
La corte al fin fue muerta sin piedad; y mi mansión hoy es cenizas.
"¡Libertad!¡Libertad!"
Yo era el rey de este lugar, tenía cien capas de seda fina, y estoy desnudo.
Si quieren verme bailando a través, de las colinas.

2 comentarios:

Elunga. dijo...

REVOLUCIOOOOOOOOOOOOOON.

(se hace con una sonrisa)

Edukator dijo...

Hoy.esto se parece al gesto sorprendido de gente de San Isisdro que se pregunta ¿Por que tanta inseguridad? ¿No?
Un abrazo, tanto tiempo